COMUNICADO DE PRENSA 54

Bogotá, 28 de abril de 2021

 

Asobancaria hace un llamado a la protesta pacífica

  • La asociación rechaza los actos vandálicos de los que fueron víctimas clientes y empleados de diferentes establecimientos públicos, comerciales y bancarios en Cali.

En medio de las marchas que se están llevando a cabo en varias ciudades del país, la gran mayoría sin violencia, Asobancaria hace un llamado a los ciudadanos para que no se presenten desmanes. Igualmente, la asociación rechaza los actos vandálicos de los que fueron víctimas clientes y empleados de diferentes establecimientos públicos, comerciales y bancarios en Cali.

“El derecho a la protesta es muy importante para nuestra sociedad, pero le pedimos a los ciudadanos que no ataquen y vandalicen las oficinas y los locales de las empresas y los comercios, porque se empañan las manifestaciones de la ciudadanía”, expresó Hernando José Gómez, presidente de Asobancaria.

De igual manera, la asociación pide que la jornada termine de manera pacífica y que no se olvide el uso de elementos de protección como el tapabocas o el distanciamiento social, para evitar agravar los contagios y la crisis de salud pública que actualmente enfrenta el país por cuenta del covid-19.

COMUNICADO DE PRENSA 53

Bogotá, 26 de abril de 2021

 

Colombia Se Activa: la iniciativa de la banca para apoyar la reactivación económica a través de las Mipyme.

  • Cerca de $43 billones desembolsará la banca para apalancar a las Mipyme, reconociendo en este sector el 90% del tejido empresarial colombiano.
  • La junta directiva de Asobancaria creó una mesa técnica para desarrollar soluciones transversales a los problemas de financiación que puedan tener las Mipyme de los sectores más afectados.
  • Asobancaria estima que la cartera de las pequeñas y medianas empresas tendrá un crecimiento de 7,3% nominal este año.

Asobancaria presenta Colombia Se Activa, una alianza en la que se han unido los bancos del país para brindar herramientas financieras a las Mipyme, el sector empresarial que genera el 80% de los empleos (unos 16 millones de puestos de trabajo) y representa el 90% del tejido empresarial colombiano.

En el marco de esa alianza, la banca dispone de cerca $42,6 billones en el año en curso para prestarle a compañías, y con esto apoyar su desarrollo. Con estos datos, Asobancaria estima que los recursos desembolsados tendrían un crecimiento de 8% en 2021, y la cartera de las pequeñas y medianas empresas tendría un alza nominal de 7,3%.

Adicionalmente, esta iniciativa se materializa en una mesa de trabajo entre los distintos bancos, que tiene como propósito desarrollar soluciones transversales y sectoriales a los problemas de financiación que puedan tener las Mipyme. El comportamiento de la cartera en este segmento, así como los respaldos financieros y técnicos diseñados por el sector financiero reposarán en la página web de Asobancaria (https://www.asobancaria.com/colombia-se-activa/).

“El sistema bancario, consciente de su compromiso con el país, responde a la coyuntura con solidaridad y con la convicción de ser partícipes y artífices de la recuperación de las empresas que representan oportunidades de desarrollo y crecimiento para las familias colombianas”, dijo Hernando José Gómez, presidente de Asobancaria.

El líder gremial agregó que “con esta alianza queremos llamar al optimismo. Si nos unimos los empresarios, el Gobierno y las familias en el esfuerzo de sacar la reactivación adelante, vamos a lograr que Colombia reconquiste la senda de crecimiento que teníamos antes de la pandemia”.

“Colombia Se Activa” es un paso adicional en el compromiso del sector con la reactivación, ya que en el marco del Programa de Acompañamiento a Deudores (PAD) hubo alivios financieros para más de 190.000 empresas, de las cuales 184.000 son Mipyme que pudieron resolver su flujo de caja durante los peores meses de esta crisis. Además, en 2020 este sector empresarial recibió desembolsos por $39,4 billones.

COMUNICADO DE PRENSA 52

Bogotá, 22 de abril de 2021

 

Jaime Alberto Upegui fue reelegido como presidente de la Junta Directiva de Asobancaria

  • El presidente de Scotiabank Colpatria, reelegido como presidente de la junta gremial, reiteró el compromiso de la banca para seguir siendo un aliado clave en la recuperación de la economía.

La Junta Directiva de la Asociación Bancaria y de Entidades Financieras de Colombia -Asobancaria- reeligió a Jaime Alberto Upegui, presidente de Scotiabank Colpatria, como su presidente para un nuevo periodo de un año.

En medio de la difícil coyuntura que afronta el país, el sector tiene el objetivo de ser un aliado clave y sólido para el proceso de recuperación económica y la superación de la crisis generada por la pandemia. Para eso, el gremio seguirá trabajando en dinamizar la financiación de la recuperación económica, gestionar la inclusión financiera de los ciudadanos y empresas, e incentivar el crecimiento sostenible de Colombia.

“Desde la banca tenemos la responsabilidad enorme de apalancar la recuperación de la economía y seguir siendo un aliado de las familias y las empresas en el cumplimiento de sus proyectos y la superación de la crisis desatada por la pandemia”, dijo el presidente de la Junta Directiva de Asobancaria.

Upegui es abogado con especialización en derecho financiero y finanzas de la Universidad de los Andes, y tiene una amplia experiencia de más de 25 años en el sector financiero en América Latina, en compañías como Banco Colpatria y Citibank y en el sector real en Baxter.

COMUNICADO DE PRENSA 51

Bogotá, 24 de marzo de 2021

 

Asobancaria proyecta que el crédito de vivienda tendrá un mayor crecimiento este año que el que tuvo en 2020

  • El año pasado, la cartera de vivienda de todo el sistema creció 3,6%. El Leasing habitacional ya representa el 21% del total y sigue siendo el segmento más dinámico.
  • La pandemia implicó un fuerte choque sobre la financiación, pero en el último trimestre del año la irrigación de crédito creció 23% real interanual para la vivienda nueva.
  • Para este año, Asobancaria proyecta un crecimiento de 5,7% real anual de la cartera hipotecaria de sus entidades agremiadas.

El año pasado, a pesar de las difíciles condiciones que enfrentó el país por cuenta de la pandemia, el crédito de vivienda siguió fluyendo a las familias colombianas. Según información de la Superintendencia Financiera de Colombia y la Titularizadora Colombiana, el saldo total de la cartera bruta de todo el sistema financiero fue de $528,3 billones, de los cuales cerca de $85,9 billones (16% del total) correspondió a la cartera de vivienda, la cual creció en 3,6% real anual. De esta cartera, las entidades agremiadas en Asobancaria representan el 88%

El crédito hipotecario sigue teniendo la mayor participación en el total del sistema con 74% de la cartera de vivienda. El leasing habitacional, por su parte, ya llega al 21% y es el segmento más dinámico, con un crecimiento real anual a cierre de año de 7,1%

En materia de desembolsos, las cifras reportadas por nuestros agremiados permiten observar la desagregación entre vivienda nueva y usada. En el primer caso, durante 2020, se desembolsaron 85.000 Operaciones de Financiación de Vivienda (OFV) por un valor de $8,7 billones y para la vivienda usada 41.000 operaciones por $5,9 billones. Si bien el choque de la pandemia fue evidente en las cifras abril y mayo de 2020, al último trimestre del año la financiación para vivienda nueva creció 23% real, mientras que la usada se contrajo 4,7%.

Este buen comportamiento estuvo acompañado de tasas de interés que siguieron en mínimos históricos a diciembre de 2020, al ubicarse en el 11,3% E.A para el segmento VIS y 9,5% E.A. para vivienda No VIS.

Para este año, las cifras seguirían siendo positivas, ya que la Asociación estima que la cartera de vivienda propia en balance de las entidades agremiadas podría crecer 5,7% real frente a la registrada en diciembre de 2020. Este comportamiento estaría impulsado en parte por la colocación de cerca de 160.000 operaciones de financiación de vivienda (OFV) por $19 billones.

“La vivienda no solo es un aliado clave en la reactivación económica, sino que tiene un importante impacto en equidad social. En esta línea, consideramos acertados los esfuerzos de Gobierno Nacional por incentivar todo el ciclo de la vivienda, y, de cara al futuro inmediato, serían muy positivos esfuerzos adicionales para el programa Mi Casa Ya”, explicó Guillermo Alarcón, director de Vivienda y Leasing de Asobancaria.

 

 

 

 

COMUNICADO DE PRENSA 50

Bogotá, 12 de marzo de 2021

 

COMUNICADO A LA OPINIÓN PÚBLICA

En relación con la reciente decisión de la Corte Constitucional frente a la demanda interpuesta respecto de la sobretasa al impuesto de renta para las instituciones financieras, incluida en la Ley 2010 de 2019, la Asociación Bancaria y de Entidades Financieras de Colombia (Asobancaria) se permite informar que:

  • Las instituciones financieras respetan las reglas del Estado de Derecho y por lo tanto acatan la decisión adoptada por la Corte Constitucional. No obstante, este fallo genera un precedente negativo para todos los sectores económicos que en el futuro podrían ser sujetos de un trato tributario diferencial por cuenta de su actividad o resultados financieros.
  • El sector financiero seguirá siendo un aliado del Gobierno y de los colombianos, y reitera su compromiso con el desarrollo económico y social, contribuyendo de manera decisiva al financiamiento de la estrategia de reactivación económica y de forma importante a las arcas de la nación.

COMUNICADO DE PRENSA 49

Bogotá, 11 de marzo de 2021

 

Leasing financiero tuvo un crecimiento de 4,6% en 2020 y se espera crezca 3,1% este año

  • El leasing habitacional tuvo un incremento de 7,3% y llegó a los $21,3 billones.

 

A pesar de la difícil situación que ha afrontado el país en medio de la pandemia, el leasing sigue demostrando que es una potente herramienta para apoyar la reactivación de las empresas. El año pasado, la cartera de leasing financiero llegó a $31,29 billones (3,35% del PIB), y tuvo un crecimiento real anual de 4,61%, equivalente a un aumento nominal en el saldo de $1,85 billones.

Por el lado del leasing habitacional, el saldo de la cartera ascendió a $21,29 billones (2,14% del PIB), con un incremento de 7,26%. Con esa buena dinámica, que estuvo en línea con el crecimiento superior al 7,0% que ha tenido esta modalidad en los últimos años, el leasing habitacional se convirtió, en la segunda mitad del año, en uno de los aliados clave para las históricas cifras de venta de vivienda que se vieron el año pasado.

Por último, la cartera del leasing operativo neto fue de $3,02 billones, repuntó en el último trimestre y su crecimiento real anual fue de 11,99%, el más alto en los últimos años gracias al aumento en el rubro de vehículos.

Este producto es un gran aliado de la reactivación económica y del bienestar social, ya que representa una alternativa de financiamiento idónea para la adquisición de activos productivos, lo que da dinamismo a las pymes y apoya la generación de empleo”, dijo Guillermo Alarcón, director de vivienda y leasing de Asobancaria.

 

Proyecciones del mercado en 2021. 

  • Se espera que durante el 2021 la cartera de leasing financiero siga expandiéndose y cierre el año con un crecimiento real interanual de 3,1%. Aún así, prevemos un menor ritmo en la generación de nuevos contratos.
  • Se proyecta un somero repunte en el sector inmobiliario –representó el 62,0% del leasing financiero en 2020–, enfocado en la dinámica de bodegas, si bien el sector de comercio y oficinas sigue afectado por las restricciones de movilidad y el uso del teletrabajo.
  • Frente al leasing operativo, se prevé que en 2021 continúe reflejando el dinamismo que exhibió durante la pandemia e incluso se acelere gracias a un mejor desempeño macroeconómico. El producto se seguirá consolidando como un aliado para aquellas empresas que quieren de disponer de activos productivos sin adquirirlos.

 

Todas estas perspectivas sobre el sector las podrá conocer el próximo 17 y 18 de marzo en el encuentro Instrumentos de Reactivación -Meeting ON- 12° Foro de Vivienda y 4° Encuentro de Leasing.

 

Sobre el leasing financiero:

En las operaciones de leasing financiero, la entidad financiera mantiene la titularidad del activo durante la duración del contrato sin ostentar la tenencia del mismo, el locatario es quien se beneficia de su uso y goce. Son muchos los beneficios del uso del leasing financiero como mecanismo de financiación de activos productivos, destacando que, mediante el leasing financiero:

  1. El locatario puede financiar un porcentaje más elevado del valor del activo, en comparación con otros mecanismos de financiamiento.
  1. Se disminuye el riesgo de la operación para la entidad financiera al tener el derecho de propiedad sobre el colateral como garantía, lo cual puede traducirse en mayor plazo de la operación financiera o menor tasa de interés.
  1. El activo no hace parte del patrimonio del locatario, por lo que terceros acreedores no pueden perseguir jurídicamente el activo.

 

 

Sobre el leasing operativo:

El leasing operativo es una operación de arrendamiento puro y simple, cuyo objetivo es conceder el uso y goce de activos productivos, por lo que no se considera una operación de financiación. Por regla general, en el caso del leasing operativo el arrendador mantiene la titularidad del activo durante la duración del contrato sin contar con la tenencia del mismo, siendo el locatario quien se beneficia de su disposición material. El leasing operativo representa los siguientes beneficios:

  1. El arrendatario puede disfrutar del uso y goce de activos que se devalúan rápidamente o requieran actualización tecnológica constante, sin tener que incurrir en su adquisición permanente.
  1. El arrendatario puede renovar ágilmente los activos a disposición de su negocio y evita la gestión de enajenación de activos.
  1. El bien, al ser de propiedad de la entidad financiera, no hace parte del patrimonio del arrendatario, por lo que terceros acreedores no pueden perseguir jurídicamente el mismo o solicitar su ejecución.

COMUNICADO DE PRENSA 48

Bogotá, 03 de marzo de 2021

 

“Colombia debe avanzar hacia la declaración de renta universal”, Hernando José Gómez, presidente de Asobancaria

  • En opinión de Hernando José Gómez, presidente de Asobancaria, la reforma tributaria es necesaria para mostrar claramente la senda de la recuperación de las finanzas públicas.

 

La Asociación Bancaria y de Entidades Financieras de Colombia, Asobancaria, presentó su visión frente a una reforma fiscal que le permita al país reducir el nivel de déficit y apalancar el proceso de reactivación económica.

El presidente de la Asociación Hernando José Gómez señaló que “los países que ya tengan su estabilidad macroeconómica y su sostenibilidad fiscal definidas son los que van a atraer más inversión. En el mercado internacional hay oportunidades que no podemos dejar pasar, y solo las alcanzaremos si los analistas ven claramente la ruta fiscal del país”.

Para Asobancaria, la reforma debería contemplar:

  • Buscar la eliminación de ciertos beneficios tributarios (que suman 8,7% del PIB, cerca de $90 billones), sin gravar con IVA toda la canasta familiar e impulsando la devolución del IVA a quienes más lo necesitan.

 

  • Reducir los niveles de informalidad para evitar que la tributación siga recayendo en empresas formales y asalariados. En ese sentido, se propone establecer la declaración de renta universal en el país. Este mecanismo serviría para acotar la evasión de impuestos, aumentar la base de contribuyentes y focalizar mejor la atención a la población más vulnerable.

 

  • Es muy importante postergar algunos de los beneficios de la reforma tributaria pasada.

 

  • Impulsar medidas para limitar el sobreuso del efectivo, sobre todo en las grandes transacciones, dado que este medio de pago suele favorecer la elusión y evasión de impuestos.

 

  • Hacer más eficiente el gasto público. Hay subsidios que deben ser revaluados para que cumplan una verdadera función social. Tal es el caso del subsidio a las pensiones, que como está diseñado actualmente, beneficia en un 74% a las personas con mayores ingresos.

 

Esta reforma debería apuntar a recaudar cerca de 1,5% del PIB y, de acuerdo con el presidente de Asobancaria, esta reforma debería ser discutida y aprobada por el Gobierno y el Congreso en este primer semestre del año, aunque los impuestos que se deriven de ella deberían venir solo desde el próximo año, para darle paso a la recuperación de la economía colombiana durante 2021.

COMUNICADO DE PRENSA 47

Bogotá, 25 de febrero de 2021

 

Más de 120.000 de colombianos se han beneficiado con nuevos créditos de vivienda en pandemia, los desembolsos crecieron 57% en 2020

  • El trabajo articulado entre el Gobierno Nacional y el sector bancario para dinamizar el mercado de vivienda ha significado grandes beneficios para los colombianos.
  • Como parte del compromiso de la banca con la reactivación económica, el país cuenta con tasas de interés favorables para la compra de vivienda con una tendencia a la baja.

 

El 2020 terminó como un año histórico para el sector de vivienda. El país registró récord en ventas, de acuerdo con cifras de Camacol y del Ministerio de Vivienda, y ese buen comportamiento del sector se vio apalancado por la continuidad en el flujo de crédito, que llevó a que los desembolsos a los hogares colombianos crecieran 57% en 2020 frente a 2019. Con ese incremento, la cartera de vivienda tuvo un alza de 5,4%, el doble del crecimiento de la cartera total.

Este buen desempeño fue apalancado por los subsidios VIS y no VIS, que fueron anunciados el año pasado por el Ministerio de Vivienda y que han demostrado ser una herramienta clave para mover un sector estratégico para dinamizar la economía.

Por tipo de vivienda, para las unidades VIS, el monto de los desembolsos llegó a $4,87 billones en 62.974 nuevos créditos, con tasas de interés, al 12 de febrero, de 11,24% en pesos (-0,4 pp frente a febrero de 2020) y de 5,45% en UVR (-1,9 pp frente al mismo mes del año pasado).

Para las unidades No VIS se dieron 57.361 nuevos créditos por $12,04 billones, con tasas de interés que, al 12 de febrero, estaban en 9,45% en pesos (-0,9 pp frente a febrero de 2020) y de 5,62% en UVR (-0,2 pp frente al mismo mes del año pasado).

“En medio de una coyuntura difícil como la que ha afrontado el país, el aumento de los desembolsos de préstamos de vivienda evidencian la rápida respuesta del sector financiero a las oportunas medidas implementadas por el Gobierno Nacional en beneficio de los colombianos y de una rápida recuperación económica”, indicó Hernando José Gómez, presidente de Asobancaria.

Para este año, la proyección es que la cartera de vivienda tenga un crecimiento de 5,7% (el crecimiento total esperado es de 4,5%), con lo que seguiría el buen comportamiento de la modalidad. Todas estas perspectivas sobre el sector las podrá conocer el próximo 17 y 18 de marzo en el encuentro Instrumentos de Reactivación -Meeting ON- 12° Foro de Vivienda y 4° Encuentro de Leasing.

 

Alivios otorgados durante la crisis

 Así como los créditos de vivienda fueron los que más aumentaron en materia de desembolsos, también ocuparon un papel central en cuanto a los alivios entregados:

  • En la primera etapa de la entrega de alivios fueron beneficiados 688.773 deudores, con saldos de cartera por $49,1 billones, que representaron 61,94% de los créditos de esta modalidad.
  • 147 deudores de viviendas VIS fueron beneficiados, con saldos de cartera por $13,08 billones, que representaron 61,9% de los créditos de esta modalidad.
  • En el marco del programa de acompañamiento a deudores (PAD), al 10 de febrero, habían sido beneficiados 28.624 deudores (17.855 propietarios de viviendas VIS), con saldos de cartera por $3,04 billones, que representaron 3,7% de los créditos de esta modalidad.
  • En esta etapa, en la cartera de vivienda se vio una reducción promedio de cuota de 9,5%, una reducción en las tasas de interés de 0,48 puntos porcentuales, una ampliación promedio de 62 meses en el plazo y periodos de gracia en promedio de cinco meses.

COMUNICADO DE PRENSA 46

Bogotá, 23 de febrero de 2021

 

Asobancaria advierte de correos malintencionados que usan el nombre de la entidad

  • El gremio aclara que no pide información a los consumidores financieros ni avisa sobre posibles inconvenientes con los productos bancarios.
  • Ni los bancos, ni la entidad le enviarán correos electrónicos solicitando usuarios o claves de acceso. Si recibe estos correos no los responda, elimínelos.

 

La Asociación Bancaria y de Entidades Financieras de Colombia, Asobancaria, advierte a todos los consumidores financieros sobre correos electrónicos malintencionados que han sido enviados desde la cuenta [email protected], en los cuales se señalan problemas con cuentas bancarias y se le pide al destinatario del correo que descargue un archivo, llene y envíe un formulario.

Al respecto el gremio aclara que no pide información a los consumidores financieros ni avisa sobre posibles inconvenientes con los productos bancarios. Este es un caso de la modalidad de fraude conocida como phishing o envío de correos electrónicos que llegan con archivos adjuntos que contienen software malicioso, el cual se descarga sin que el usuario se dé cuenta al momento de darle clic al archivo.

Generalmente son correos que llegan supuestamente de alguna autoridad como la Dian, Fiscalía, Transito, Minsalud o algún banco, con mensajes de multas, embargos o información que llame la atención de la víctima, para que sin pensar descargue el archivo malicioso y los delincuentes tengan acceso a la información y datos personales de las víctimas.

A continuación le ofrecemos una serie de recomendaciones para que no sea víctima de actos fraudulentos o robos:

Para evitar el fraude electrónico:

  • Evite descargar archivos de correos electrónicos sospechosos y evite ingresar en los enlaces que contienen.
  • Nunca ingrese a la página web del banco a través de enlaces o links que se adjuntan en correos electrónicos. Para ingresar a la página web del banco teclee usted mismo la dirección.
  • Los bancos nunca le enviarán correos electrónicos solicitando usuarios o claves de acceso. Si recibe estos correos no los responda, elimínelos.
  • No realice transacciones bancarias desde computadores públicos y mantenga su computador personal con el antivirus actualizado.

Al utilizar sus tarjetas

  • Cambie la clave de su tarjeta periódicamente, por lo menos una vez al mes. Cuando esté digitando su clave, protéjala, no permita que terceros la observen.
  • Nunca pierda de vista su tarjeta a la hora de pagar y no permita que sea pasada por elementos diferentes al datáfono.
  • No acepte colaboración de extraños al momento de realizar transacciones con tarjetas.

Cómo evitar ser víctima de suplantación de identidad

  • Si pierde sus documentos o es víctima de robo, recuerde interponer el respectivo denuncio.
  • Revise permanentemente sus estados de cuentas en centrales de riesgo para validar posibles reportes negativos de productos o créditos que usted nunca haya solicitado.
  • No entregue información personal o comercial en encuestas telefónicas o por otros medios.

Evite ser víctima de fleteo

  • Este tipo de delito es realizado por grupos de delincuentes que se dedican a identificar los clientes que retiras o van a retirar altas sumas de dinero en efectivo en la sucursal de un banco para después cometer el atraco y hurtar el dinero.
  • En lo posible no realizar retiros de altas sumas de dinero en efectivo, utilizar otros medios transaccionales (como trasferencias electrónicas).

COMUNICADO DE PRENSA 45

Bogotá, 06 de febrero de 2021

 

Balance gestión en pandemia
Sector Financiero

 

Como actor fundamental en el proceso de reactivación económica, el sector financiero presenta un balance de gestión del último año, comprendido especialmente por la llegada de la pandemia. Entre la entrega de resultados se destaca:

  • La gestión como canalizadores de los diferentes programas del Gobierno, entre ellos el de garantías. Se han colocado $283.49 billones en nuevos créditos entre el 24 de marzo de 2020 y el 29 de enero de 2021, de los cuales menos de 10% cuentan con recursos de los programas de garantías del Gobierno. 

 

  • Han sido en total 225.184.103 préstamos nuevos, lo que demuestra que, aún en la coyuntura que estamos afrontando, el crédito sigue fluyendo a las empresas y a las familias. 

 

  • De los $25,5 billones de cupo de las garantías del FNG, al 03 de febrero de 2021 se han consumido $14,86 billones (58,1% de los recursos)

 

  • La banca es consciente de que la irrigación de crédito es esencial para la reactivación económica y quiere responder al rol histórico al que está llamado de la mano del Gobierno y los sectores productivos.

 

  • Durante la primera parte de la pandemia, comprendida entre marzo y julio de 2020 se entregaron alivios por $224,94 billones (42,5% de la cartera).

 

  • En paralelo, desde el mes de agosto de 2020 en el marco del Programa de Apoyo a Deudores (PAD) nuevos alivios se están definiendo de manera individualizada y atendiendo a las necesidades y situación financiera de cada uno de los beneficiados.

 

  • A través de PAD se han beneficiado más de 1,9 millones de personas y empresas, con cartera de $31,5 billones.

 

  • Dentro de los beneficios se destaca reducción promedio de 27,8% en la cuota, seis meses de periodos de gracia, reducción de 1,62 puntos en la tasa de interés y extensiones del plazo de 37 meses.

 

  • Entre febrero de 2020 y el 15 de enero de 2021, la tasa de tarjeta de crédito para personas naturales tuvo un decrecimiento de 1,5 puntos porcentuales; el crédito empresarial ordinario bajó 2,1 puntos; y todas las modalidades de créditos de vivienda vieron reducidas sus tasas de interés.

 

  • En materia de calidad de la cartera, se espera que el indicador de cartera vencida llegue a 8%. El sistema tiene garantizados sus índices de solvencia y liquidez, los recursos están provisionados en más de 100%.

 

  • En cuanto a Inclusión Financiera. La pandemia significó la oportunidad de ampliar la penetración de los productos de ahorro. El 85,9% de los colombianos han ingresado al sistema. No obstante, hay mucho por hacer, pues este indicador aún es bajo en demografías específicas como la población rural y no significa necesariamente un mayor acceso al crédito.

 

  • El indicador de acceso en las zonas urbanas llega a 94,1%, mientras que en las zonas rurales es de 67,8% y en las zonas rurales dispersas baja a 57,2%.