Edición 1146 | Diagnóstico y consideraciones sobre la vivienda en Colombia

• El sector de la vivienda ha sido uno de los motores fundamentales de la actividad económica en Colombia a lo largo de los últimos años. Esta dinámica ha permitido una expansión sobresaliente del sector de la construcción, que alcanzó tasas de crecimiento promedio en torno al 5% durante el último decenio, 1,3 puntos porcentuales por encima del 3,6% que exhibió el PIB total durante el mismo periodo. Este hecho se ha visto reflejado en el nivel de ventas de vivienda nueva y en la evolución de los desembolsos de Operaciones de Financiación de Vivienda – OFV.

• Si bien la cartera de vivienda ha registrado ritmos de crecimiento real positivos en los últimos años, un hecho que ha permitido que la profundización de la cartera hipotecaria (medida como relación entre cartera y PIB) bordee hoy el 7,7%, el país aún continúa exhibiendo rezagos importantes en el contexto regional. En países como México y Brasil la relación cartera hipotecaria/PIB bordea niveles de 10%-9%, mientras que en países como Chile y Panamá supera el 20%. Esto demuestra el enorme potencial de expansión de la cartera de vivienda en Colombia y la importancia de redoblar esfuerzos en el trabajo
articulado entre los sectores público y privado con el fin de facilitar el acceso al financiamiento de vivienda a un mayor número de hogares.

• Ad portas del inicio de nuevo Gobierno, el diseño de una agenda que permita impulsar el desarrollo del sector, reducir el déficit habitacional y profundizar el mercado de vivienda se hace hoy imperativa para superar los enormes desafíos que aún persisten. Se considera crucial, en este contexto, (i) garantizar la continuidad y fortalecer el esquema de otorgamiento de los programas gubernamentales vigentes para la adquisición de vivienda nueva, (ii) consolidar esquemas que garanticen la existencia y disponibilidad de recursos para fortalecer los programas de subsidios a la tasa de interés, (iii) generar nuevas condiciones que faciliten el acceso y cobertura para hogares de ingresos medios y bajos, (iv) avanzar en la modernización tecnológica del proceso integral de registro de actos jurídicos asociados al esquema de financiación de vivienda y (v) reglamentar e implementar programas como el de Arrendamiento con Opción de Compra (ACOC), un mecanismo complementario a los instrumentos tradicionales de financiación de vivienda que sin duda permitirá la vinculación al sistema financiero formal de los hogares más vulnerables.

DESCARGAR PDF COMPLETO

Artículos Relacionados