Edición 1217 | Desempeño de la economía durante 2019 y perspectivas para el 2020

• El ciclo de expansión económica en Colombia continuó afianzándose durante el 2019 gracias al impulso de la inversión y la solidez en el consumo privado, segmentos que posicionaron a nuestra economía como líder en la región. De hecho, como abordamos a detalle en nuestra edición anterior de Banca y Economía, proyectamos un crecimiento de 3,2% para 2019 y de 3,4% para 2020.

• Esta fase de recuperación económica propició un valioso impulso en el crédito formal, que cerraría el 2019 con un crecimiento cercano a 4.0% real anual, lo que marca una reversión en la tendencia de desaceleración que enfrentó el ciclo crediticio desde el 2014. Este crecimiento encuentra sustento principal en los préstamos de consumo, que revelarían un crecimiento del 12%, el mayor desde el 2012, gracias a la aceleración en los segmentos de libre inversión y libranza. La recuperación no fue evidente para las demás modalidades que, de hecho, mostraron algo de retroceso frente al desempeño de años anteriores.

•Para 2020, partiendo del auge esperado en la actividad económica, nuestra expectativa sobre el crédito es alentadora. Esperamos un crecimiento real del 6,3% en la cartera total, un escenario soportados en una mejor dinámica en todas las modalidades gracias a (i) la reactivación de la inversión, que apoyaría el desempeño de los distintos sectores económicos, (ii) la fortaleza del consumo de los hogares que continuaría observándose en el año, y (iii) el oportuno entorno de tasas bajas en un marco de expansión monetaria que favorecerían los desembolsos.

DESCARGAR PDF COMPLETO

Edición 1216| Desempeño de la economía durante 2019 y perspectivas para el 2020

• En 2019 la economía colombiana exhibió un mejor desempeño frente a años anteriores. Mantenemos
nuestro estimativo de crecimiento para 2019 en 3,2%, aunque señalamos un ligero sesgo bajista por
cuenta de los efectos de paro nacional y las manifestaciones que se llevaron a cabo hacia el cierre de año.
No obstante, nuestras perspectivas son positivas y dan cuenta del proceso de recuperación que inició en
2018 y que respondió, principalmente, al buen comportamiento del consumo de los hogares y la inversión,
en un contexto de inflación estable y política monetaria expansiva.

• No obstante, se evidenciaron algunas problemáticas en el frente local asociadas al deterioro en las
principales variables del mercado laboral y al incremento en el déficit de cuenta corriente. En el ámbito
externo se observó una desaceleración de las grandes economías del mundo, el escalamiento de las
tensiones comerciales entre los Estados Unidos y China, así como movilizaciones sociales en varios
países de la región.

• Desde Asobancaria estimamos que en 2020 la economía crecerá a una tasa del 3,4%, cifra que no solo
representa un repunte frente al año anterior (3,2%), sino que superaría el crecimiento esperado de otros
países de la región como Brasil, México, Argentina y Chile. La actividad productiva del país se vería
impulsada por (i) el fortalecimiento de la demanda interna, asociada al consumo de los hogares, (ii) el
anclaje de las expectativas de inflación, (iii) el estímulo a la inversión, (iv) la aceleración de la mayoría de
los sectores productivos, y (v) la política acomodaticia implementada en los países desarrollados,
principalmente en los Estados Unidos.

DESCARGAR PDF COMPLETO