Cajero automático


33954782_ml_cajero automático_1

¿Qué es un cajero automático?

Son dispositivos cuya finalidad principal es permitir el retiro de dinero en efectivo de su cuenta corriente o de ahorros, además de realizar las siguientes operaciones financieras:

• Consulta del saldo de su cuenta (corriente o de ahorros) y tarjeta de crédito.

• Avances.

• Transferencia de fondos entre cuentas.

• Cambio de clave.

• Pago de Servicios Públicos.

•Recarga de minutos a celular.

•Consulta de sus últimos movimientos financieros.

Este canal permite que los consumidores financieros efectúen sus transacciones de forma directa. Es un servicio masivo y opera las 24 horas del día, dependiendo de las restricciones de horario. Cuentan con mecanismos de seguridad, para permitir que solo quien disponga de dicha tarjeta pueda realizar operaciones.

 

¿Cómo cuidar mi dinero en un cajero automático?

Cuando utilice un cajero automático tenga en cuenta las siguientes recomendaciones: 

• Antes de utilizar un cajero automático verifique que no se encuentre ningún material extraño pegado en la ranura. En caso de encontrar algo sospechoso repórtelo de inmediato al servicio de atención al cliente de la entidad respectiva.

• Memorice la clave secreta, no la porte ni la escriba en ninguna parte y en lo posible NO la suministre a ninguna persona.

• Cambie la clave de su tarjeta periódicamente, por lo menos una vez al mes.

• Digite la clave personal con precaución y tape el teclado para evitar que pueda ser vista por otras personas, recuerde que es secreta.

• No acepte colaboración de extraños al momento de realizar transacciones con tarjetas.

• Preste atención únicamente a las novedades reportadas a través de la pantalla del cajero automático, las Entidades Financieras nunca las informan a través de avisos o carteles.

• Ante cualquier eventualidad con el cajero o la tarjeta, comuníquese de inmediato con la entidad financiera, tenga siempre a mano el número de emergencias de su banco.

• Si por algún motivo es obligado a salir del cajero automático antes de finalizar la transacción, anule la operación digitando la tecla ‘cancelar’.

• Siempre destruya los comprobantes de las operaciones antes de arrojarlos a la basura o si lo prefiere consérvelos en un lugar seguro.

 

LA CLAVE…

La clave es un código de signos secretos que funciona como llave de acceso. Ésta la elige el usuario y sólo es de su conocimiento.

La razón por la que se asigna una clave a un producto financiero es por seguridad tanto del cliente como de la entidad financiera pues es así como se verifica que quien realiza una consulta, transacción o movimiento de dinero sea realmente usted.

Para crear una clave segura y efectiva. Evite asignar números que correspondan a su fecha de cumpleaños, número de documento, número de teléfono o que sean fáciles de descifrar.

Así mismo, absténgase de escribirla y mejor memorícela; no permita que la observen cuando usted la digita; y cámbiela periódicamente o cuando sospeche que ha sido conocida por alguien.

 Estos son los fraudes más comunes: