La implementación de buenos hábitos y la adquisición de habilidades para tomar decisiones financieras requieren de conocimiento sobre el sistema financiero, los productos y servicios que ofrecen las entidades del sistema, su manejo, y una serie de conceptos financieros que involucran su bolsillo.

Para estar informado, es importante que el consumidor financiero -entendido como todo cliente, usuario o cliente potencial de las entidades vigiladas-, conozca sus derechos y deberes, el funcionamiento de los agentes que componen el sistema financiero, las reglamentaciones del mismo y los indicadores que intervienen en la toma de las decisiones financieras.

En esta sección, le daremos toda las herramientas que necesita para ser un consumidor informado.